CategoriesTribu cervecera

¿Cerveza en lata o botella?

Seguramente alguna vez te han hecho (o tú has hecho) esta pregunta: ¿La cerveza en lata o botella? Y las opiniones comienzan a dividirse, porque en gustos se rompen géneros, incluso habrá a quienes no les interese el recipiente en el que reposa la cheve y simplemente se la beban.

Algunas personas dicen que la lata no les gusta porque le da un sabor extraño a la cerveza, mientras que otros hablan de que prefieren la botella de vidrio porque se mantiene mejor el sabor y la bebida está por más tiempo fría.

¿El sabor cambia o no?

Primeramente, vamos tras el mito del sabor. Has de saber que el cambio de sabor no tiene nada que ver con el recipiente en el que está contenida la cheve. Y es que una cerveza se puede arruinar o alterar de tres maneras: mantenerla a una temperatura alta durante mucho tiempo, dejarla abierta durante un largo periodo y por el contacto continuo con la luz ultravioleta (sí, las chelas no se asolean).

En cuanto a la protección de los rayos ultravioleta, la lata tiene una ventaja sobre la botella de vidrio, pues la primera impide totalmente que la cerveza se vea expuesta a la luz (es como un pequeño barril), así que prácticamente es imposible que una cerveza enlatada se azorrille. En cambio, aquellas que están embotelladas corren más riesgo de que su sabor cambie por este motivo (se quemen, como se dice comúnmente), aunque las botellas de color ámbar u oscuras protegen más la cerveza.

¿Qué no tiene nada que ver con el sabor a zorrillo, sino con el sabor a metal? Pues eso también es un mito. Actualmente, las latas están recubiertas por muchos polímeros, los cuales evitan que la cerveza entre en contacto directo con el metal, así que es muy poco probable que tu chela tenga un sabor metálico.

¿Fría o caliente?

Ahora bien, el segundo punto por el que se entra en polémica es la temperatura: muchos creen que el vidrio mantiene mejor el frío que la lata… y eso es verdad. Si bien las botellas de vidrio tardan mucho tiempo en enfriarse, también tardan más en calentarse; caso contrario a las latas, que se enfrían más rápido, pero se calientan fácilmente. Así que habrá que considerar la situación chelera para decidir qué es lo más útil.

Entonces, ¿cerveza en lata o botella?

Ninguna de las dos. Lo más recomendable es que sirvas tu cerveza en un vaso. Según los cerveceros, la chela nunca se debe de tomar del envase, ya que es como el vino, hay que darle oportunidad de efervecer un poco para tener una capa de espuma y que no se oxide, además de que en un vaso pueden percibirse mejor los aromas y sabores de la chela.

Por supuesto, si no tienes un vaso a la mano; pero sí una sed y un deseo tremendos, que la chela esté en lata, botella o vaso importará poco.

Encuentra una amplia variedad de chelas artesanales, en lata y botella, en Cebada Store Station. Visita nuestra tienda virtual o nuestra tienda física en Guadalupe Montenegro #1975, Colonia Americana, Gdl, Jal. . Por cierto, también tenemos vasos cheleros.